¿Aún siendo adulto te gusta ver las caricaturas o películas animadas? Pues debes saber que haces muy bien, pues éstas pueden ayudarte mucho más de lo que crees a beneficiar tu salud mental, ¿quieres saber por qué? Chécalo aquí.

Seguramente, películas como Toy Story, las princesas de Disney, El Rey León, entre muchas otras, son películas que marcaron tu infancia. Y es que muchas de ellas fueron capaces de despertar emociones en ti, incluso también las ganas de verlas más de una vez. Pero ¿sabías que las películas animadas pueden ayudarte mucho más de lo que crees?

X

La columnista del Huffington Post US, Lauren Rearick, dijo que Disney y otras caricaturas la ayudaron a combatir la depresión y ansiedad. Ella menciona que durante el año pasado, recurrió a los dibujos animados una y otra vez y, así, su mente se relajó, sus preocupaciones desaparecieron y fue lo único que la hacía reír.

Pero ¿por qué las películas animadas tienen un efecto positivo en tu mente?

Las películas que te hagan reír te generan dopamina y endorfinas, las hormonas de la felicidad, esto ayudándote a que te sientas de mejor humor y más relajado. Por ello, ver filmes animados puede ser una gran opción para cuando estás triste o simplemente cualquier día que se antoje tener una buena dosis de risa y, por ende, un mejor salud metal.

Las películas animadas tienen el poder de llevarte a tu infancia, a que imagines durante unas horas que de nuevo eres un niño disfrutando de una de sus películas favoritas, riendo y disfrutando de la historia. Esto se vuelve en un momento tranquilizador para ti ahora en tu vida de adulto; el regreso a tu niñez puede ser sinónimo de descuido y serenidad, así que no está mal que hagas ese viaje de vez en cuando para que tengas un gran momento feliz.

Así que, como ves, las películas animadas pueden ser una muy buena terapia, pues ayudan significativamente a superar el estrés y la depresión, a que te sientas mucho más feliz y relajado. Acude a ellas con más frecuencia y, al mismo tiempo que disfrutas y ríes, mantente mentalmente saludable.

 

 

Fuente: Cultura Colectiva


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here