Durante la universidad, los profesores son un pilar importante para tu carrera, pues cumplen en parte el papel de guía. Sin embargo, algunos tienen realmente personalidades y estilos de enseñanza únicos con los que, incluso, seguro llegas a empatizar mejor. Aquí enlistamos 10 tipos de profesores que más frecuentemente habitan las universidades:

1. El que ha estado desde el origen de los tiempos

Esta figura se unió a la plantilla hace más de 20 años y nadie sabe exactamente cuál es su edad, pero lo que es seguro es que sigue su propio ritmo. Dicta lecciones que pueden durar desde 30 minutos a 2 horas, dependiendo de su humor, envía proyectos y tareas sin plazos, suele referirse a la decadencia de la educación o los grandes cambios que ha experimentado desde que él comenzó a estudiar hasta ahora.

X

2. La estrella del campus

Estos profesores son reconocidos dentro y fuera del campus por su trabajo, son eminencias en su campo de estudios, y parece que todo libro, lectura o conferencia sobre algo remotamente similar a sus áreas de trabajo siempre están dictados o escritos por ellos. Es lo más próximo a una celebridad del mundo académico y cuando no veas su rostro en el aula o por los pasillos de la Universidad, seguramente lo verás en la TV en alguna conferencia internacional.

3. El adicto a las tecnologías

Si bien hay muchos profesores con poca afinidad a la tecnología, es muy probable que te encuentres con docentes que adoran la tecnología y que todas sus lecciones las involucran, ya sea a través de una presentación interactiva, plataformas educativas, vídeos u otros tipos de multimedia.

4. El imponente

Siempre encontrarás un espécimen digno de las mejores pasarelas de París. Ese docente, que sin importar lo aburrida que pueda resultar su disciplina, tus ojos no puedan dejar de seguirlo. Su presencia comandante te atraerá y pasarás horas pensando el tipo de pregunta que resultaría apropiada e interesante para un académico de su estirpe que pueda generar algún tipo de conversación donde te dedique su completa atención.

5. El que quiere y no puede

Este tipo de docentes frecuentemente te enternecen porque realmente notas el esfuerzo que hacen para intentar captar la atención de los estudiantes, de ser su amigo. Quiere sonar interesante, ansía recibir preguntas sobre las explicaciones que da y parece entristecerse ante la falta de atención o cuando coge a algún estudiante jugando con el móvil.

6. El radical

Este tipo de docentes expresan abiertamente todas sus opiniones políticas y crítica al sistema sin cuidado. Ha experimentado todos los movimientos políticos más populares: comunismo, socialismo, libertarismo. Formarán parte de todos los movimientos estudiantiles, liderando la marcha con el micrófono.

7. El novato

Rostro limpio y cuidado, ansioso por comenzar las lecciones, claramente excitable y nervioso: esto es lo que sueles ver cuando te encuentras con un docente novato. Con su doctorado recién salido del horno, se ha volcado enseguida a la docencia y a iluminar a todos sus estudiantes.

Esto implica que su entusiasmo no tiene fin y dictarán seminarios y lecturas sumamente detalladas, con severas interrogaciones a cada estudiante, lecciones en las que su velocidad de habla se asemeja a la velocidad de la luz, y que cubrirá la totalidad del programa del curso, desde la primera mayúscula hasta el punto final.

 8. Al que le falta uno que otro tornillo

Ninguna universidad estaría completa sin este personaje. Cada nueva lectura alcanza un nuevo nivel de absurdidad, cortesía de sus manías excéntricas y una gran participación de la audiencia que quiere saber más sobre sus más que inusuales puntos de vista, algo garantizado en cada una de las aulas. Sus clases suelen ser las de mayor asistencia de la Universidad

9. El investigador

Este profesor se encuentra en la Universidad por un único motivo: la investigación. Trabaja en una innovación destinada a revolucionar nuestra vida, algo tan importante que despojarlo del tiempo en el laboratorio debería ser considerado un crimen contra la humanidad. En general esta figura suele dejar las clases en manos de los demás docentes de la cátedra, en las que siempre intentará sacar a colación sus investigaciones y descubrimientos, o dará lecciones completamente tomadas de los libros de texto y las dictará en una voz monótona.

10. El que está en la onda

Lo menos que esperas encontrar en una Universidad es el profesor relajado, barbudo y algo desaliñado, que sale de juerga y no sólo está en la onda y conoce las últimas tendencias, sino que además produce ejemplos claros y modernos en clase y te sientes sumamente identificado con las referencias y los términos que utiliza. Es notoriamente más joven que el resto de la plantilla pero igual de inteligente y docto. Ha pasado su verano de mochilero por Europa, ha cruzado el Amazonas en un bote, y siempre será más interesante y guay de lo que tú jamás podrás ser.

 

Fuente: Universia


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here